Luis Mochán Detecta Numéricamente a los Mapaches Electorales

Investigación de Luis Mochán. Reseña de Jorge A. López.

Procedimiento

El análisis usado fue ideado por el Ing. Jesús Ibarra quien lo ha usado en elecciones anteriores y consiste en identificar y analizar casillas en las que las votaciones totales recibidas en las votaciones para presidente y diputados difieran entre sí.

En el primer paso se cuentan las diferencias entre los votos recibidos para presidente y diputado en cada casilla; éstas pueden ser positivas, negativas o nulas. Posteriormente se cuentan todas las casillas correspondientes a la misma diferencia. Así, contamos cuántas casillas tienen 1 voto de diferencia, 2 votos de diferencia, -1 voto de diferencia, etc., incluyendo los casos en que la diferencia es positiva así como negativa. Finalmente se gráfica el número de casillas versus la diferencia de votos que tuvieron.

Como ejemplo, se encontraron 87,720 casillas en las que no hubo diferencia de votos para presidente y para diputados, es decir, en que la diferencia de votos fue 0. Asimismo hubo entre 300 y 400 casillas donde la diferencia consistió en 9 votos de menos o de más, aproximadamente 1000 con 10 o -10 votos de diferencia, etc.

Resultados

Dado que la diferencia de votos en una casilla entre la elección para presidente y para diputados toma valores que cubren un amplio rango que va desde -780 hasta 688, los resultados se aprecian mejor si son presentados de manera gráfica. La siguiente figura muestra el número de casillas en función de la diferencia encontrada entre los votos para presidente y para diputados en cada casilla.

El eje horizontal es el número total de votos en la elección de presidente menos el número total de votos en la elección de diputados de la misma casilla. Puntos a la derecha del cero corresponde a casos donde hubo más votos para presidente que para diputado, y viceversa para los puntos negativos. El eje vertical es el número de casillas donde se observa la diferencia indicada por el eje horizontal.

La gráfica no muestra los puntos con diferencia 0 pues corresponden a 87,720 casillas y están fuera de la escala de la gráfica. Asimismo la gráfica tan sólo muestra diferencias entre -200 y 200 votos aunque, como se mencionó anteriormente, se encontraron casillas con diferencias que llegan hasta -780 y 688.

Repitiendo el procedimiento para las diferencias entre presidente y senadores, se obtiene la siguiente gráfica.

En este caso, el pico central (de cero votos de diferencia) se extiende hasta 86,597 casillas y está fuera de la escala. En este caso se encontraron discrepancias que van desde -999 hasta 634 votos de diferencia entre los votos para presidente y senadores.

Análisis

El número de casillas con errores pequeños de unos cuantos votos es muy grande (fuera de escala) y la curva decrece rápidamente conforme el error crece. Esto es de esperarse pues cada ciudadano reciben una boleta para cada una de estas elecciones referidas y está obligado a depositar cada una en la urna correspondiente, por lo cual en principio no debería haber diferencia alguna (esta premisa se viola en las casillas especiales para ciudadanos que estuviesen lejos de su hogar, y en las casillas para votos provenientes del extranjero, por lo cual los datos correspondientes fueron eliminados de este análisis).

Sin embargo, de manera inesperada, el número de casillas con errores de exactamente -10 y 10 votos de diferencia abandona la tendencia decreciente y sube hasta un valor cercano a las 1,000 casillas (fuera de escala de nuevo). Como se indica en la gráfica siguiente, estos crecimientos corresponden a los primero picos enseguida del pico central de 0, etiquetados en la gráfica como “10” y “-10”.
Curiosamente el fenómeno se repite al llegar a -20 o 20 votos donde el número de casillas sube de los 70 y 100 que hay con -19 o 19, hasta valores entre los 200 y 250; ver picos indicados por “-20” y “20” en la gráfica.

Como se muestra vívidamente en la gráfica, este fenómeno se repite subsecuentemente cada vez que la discrepancia aumenta en exactamente 10 votos, correspondiendo el pico más notable corresponde a diferencias de -100 y 100 votos, donde el número de casillas brinca de los valores de 2 o 3 casillas con diferencias entre 91 y 99 votos hasta un máximo de entre 120 y 180 casillas en los 20 o -20 votos de diferencia, ¡un aumento de 40 y 100 veces mayor!

¿Qué puede producir estos picos periódicamente ordenados?

Antes de responder hay que aclarar que estas estadísticas incluyen votaciones totales finales del Conteo Distrital, con casillas de todo el país. Cabe mencionar que las diferencias máximas encontradas son extremadamente altas y que sobrevivieron a los Cómputos Distritales, lo cual muestra la calidad de dichos cómputos y su capacidad de corregir errores.

Volviendo a la pregunta, la única explicación que viene a la mente es la de un ejército de mapaches, cada uno con la consigna de sustraer o de añadir ilegalmente 10 votos a las urnas de, digamos, la elección presidencial. A algunas casillas no llegó ninguno de éstos, a muchos llegaron dos, a otras tres, etc., y por ello, aparece una distribución anormal con picos en 10, 20, 30,… y -10, -20, -30…

Las conclusiones se dejan al criterio del lector.